Estrategia de Escritura Emergente

Para comenzar este curso y recibir tu certificado por favor inicia Sesión o regístrate

¿Cómo trabajar la escritura emergente?

La sugerencia de no escolarizar a los niños de los niveles de Transición es reconocida ampliamente, por lo que a veces resulta difícil pensar en cómo se puede trabajar la escritura emergente de forma apropiada para el nivel inicial. El enfoque centrado en las etapas de desarrollo de los niños permite que ellos puedan incursionar en la escritura emergente, sin que sea un trabajo demasiado escolarizado. Probablemente en las salas de clases tengamos una variedad de etapas, desde niños que solo hacen garabatos y rayas, hasta los que están escribiendo en forma autónoma. Si se cae en la escolarización al enseñar escritura lo más probable es que los niños se desmotiven y no vivan un proceso natural y entretenido, lo que podría impactar negativamente en la adquisición de esta habilidad.

Por esta razón es fundamental  brindar a los niños el apoyo que cada uno necesita para seguir avanzando en las etapas de escritura, en base a la observación y acompañamiento constantes.

Fountas y Pinnell (1999), definen en orden decreciente, cuatro niveles de apoyo en escritura emergente. En cada uno de estos, la educadora entrega diferentes tipos de andamiaje a sus niños.

a) Escritura modelada: La educadora escribe frente a los niños, creando y pensando en voz alta el contenido del texto. Es el máximo nivel de apoyo, y es adecuado para trabajarlo con el grupo completo de niños, o en grupos pequeños.

 

 

 

 

b) Escritura compartida: La educadora y los niños crean el texto juntos. Los niños narran verbalmente a la educadora el contenido del texto, mientras ella va escribiendo las ideas, palabras u oraciones en el pizarrón, papelógrafo o cuaderno.

 

 

 

 

c) Escritura interactiva: La educadora y los niños piensan el texto en voz alta y se turnan para escribirlo. En este nivel de apoyo se comparte el lápiz, ya que la educadora escribe una primera palabra o sílaba, para luego invitar a los niños a escribir el resto. En este proceso podemos guiar a los niños a través de preguntas, tales como: “¿Cuáles son los sonidos en esa palabra?”, “¿Con qué sonido comienza?”, “¿Qué sonido sigue?”

 

 

d) Escritura independiente: Este nivel de apoyo permite que los niños piensen y escriban el texto, sin mayor asistencia del adulto. Es el nivel más alto en autonomía para los niños, ya que son ellos los que crean el contenido del texto y lo escriben. En este momento de la escritura podemos diferenciar dos subniveles:

Escritura Guiada: La educadora apoya a los niños, guiándolos con el muro de palabras, abecedario individual y alargando los sonidos.

Escritura Individual: Los niños escriben de acuerdo con su etapa de desarrollo de la escritura.

fundacion-oportunidad-escritura-modelada
fundacion-oportunidad-escritura-compartida
fundacion-oportunidad-escritura-interactiva
fundacion-oportunidad-escritura-independiente

Estrategia en acción:

En el siguiente video puedes ver la aplicación de la estrategia Escritura Emergente en un contexto real.