La importancia de la alfabetización temprana

septiembre 30, 2022 Artículos

Hace unas semanas se conmemoró el Día Internacional de la Alfabetización, el cual fue instaurado en 1967 por Naciones Unidas con la finalidad de recordar la importancia de la alfabetización como factor de dignidad y de Derechos Humanos.

Si bien en nuestro país existe un Plan Nacional de Alfabetización que apunta a reducir las brechas generales, se debe destacar la importancia de la alfabetización temprana o inicial, la que en palabras de la experta Malva Vivallón, es entendida como el conjunto de habilidades, conocimientos y actitudes acerca de la lengua escrita, adquiridas durante los primeros años de vida y antes de la enseñanza formal de la lengua escrita, a partir de la experiencia cotidiana en un medio alfabetizado. Este conjunto de logros cognitivo, afectivo y social ha demostrado ser una base para el éxito en el aprendizaje de la lecto-escritura.

Actualmente el sistema escolar chileno, y puntualmente la educación inicial, enfrenta el desafío de la recuperación de aprendizajes relativos a la lecto-escritura producto del cierre de jardines infantiles y escuelas durante la pandemia y de la baja tasa de asistencia tras el regreso presencial a clases.

¿Cuáles son las habilidades base que debemos potenciar para desarrollar una alfabetización temprana?

La alfabetización temprana es un proceso de suma importancia para la evolución educativa de los niños y niñas, ya que desarrollar bases sólidas en la lectura y la escritura les permite comprender las ideas de otros y expresar las propias de manera clara. Manejar las habilidades de alfabetización inicial facilitará la adquisición de la lecto-escritura de los niños y niñas.

Los procesos precursores, o habilidades base, para el desarrollo de la alfabetización temprana son:

1) El conocimiento de las letras:  el principio alfabético indica que los sonidos son representados por letras, este es uno de los conceptos base para la decodificación de la lectura. Esta comprensión de que existe una correspondencia sistemática entre letras y sonidos es una competencia clave para que un niño/a pueda comenzar a leer y escribir. En este contexto, los niños/as que conocen las letras y desarrollan la conciencia fonológica antes de la enseñanza de la lectura formal, tienen mayores posibilidades de ser mejores lectores/as

letras-niña

2) La conciencia fonológica: la relación entre la conciencia fonológica y el aprendizaje de la lectura y la escritura es causal y a su vez recíproca, puesto que la conciencia fonológica es importante para la adquisición de estas habilidades y, al mismo tiempo, el aprender a leer y escribir favorece el desarrollo de la conciencia fonológica. Esta permite la comprensión de que las palabras están compuestas por una serie de sonidos que se llaman fonemas, y que estos sonidos se combinan para formar las palabras. El conocimiento de letras y sonidos de la lengua oral a temprana edad es la base de la alfabetización exitosa.

3) El desarrollo de vocabulario: el vocabulario es una de las habilidades tempranas que ha demostrado empíricamente tener un impacto positivo en el desarrollo de la lecto-escritura. El vocabulario es necesario para la comprensión lectora, se requiere conocer entre un 90% y un 95% de las palabras para interpretar lo que se lee o escucha. Los niños y niñas con un vocabulario amplio leen más, y mejoran gradualmente su comprensión. La cantidad de palabras que conocen y utilizan se ve definido, principalmente, por el nivel de exposición a nuevas palabras en el hogar y en la escuela.

4) La comprensión oral: antes de que un niño/a aprenda a leer formalmente, se debe trabajar tanto en el hogar como en los centros educativos, la comprensión oral de un texto como preparación para la instrucción formal en comprensión de lectura. Existe mucha investigación que demuestra que los niños/as con poco desarrollo de lenguaje oral tienen menor comprensión de lectura a futuro.

5) La motivación e interés por la lectura: la motivación por la lectura es entendida por el Mineduc como el interés de los niños y niñas por la lectura, el disfrute de los espacios destinados a ella (no visto como una actividad obligatoria) y la valoración positiva del debate en torno a las lecturas y los libros.
6) Conocimiento de lo impreso: se trata de comprender cómo funcionan las letras y cómo se usan los libros. Para los niños y niñas de nivel transición, los conceptos apropiados incluyen cosas tales como distinguir entre fotos y letras, y saber que el español se lee de izquierda a derecha y desde arriba hacia abajo.

¿Cómo podemos promover y desarrollar las habilidades base para una alfabetización temprana?

Para los niños y niñas leer y escribir es, literalmente, un medio mixto repleto de diferentes actividades simbólicas como cantar, bailar, hablar y jugar, y esto tiene importantes ramificaciones sobre cómo debería ser la instrucción de la alfabetización.

A medida que ellos/as adquieren facilidad con diferentes sistemas de símbolos, comienzan a desarrollar la idea de que determinadas marcas representan significados. Al principio usarán señales físicas y visuales, como logotipos en impresión ambiental, para determinar qué dice algo.

Es importante llevar la atención del niño o niña a la ubicación de los fonemas. Tiene que ir identificando con qué sonido empieza una palabra, con qué sonido termina y luego los sonidos medios. También es importante la enseñanza del abecedario y su correlación con dichos fonemas, que aprendan no solo el trazado de la letra sino cómo suena y cómo se usa para representar los sonidos. Asimismo, es importante entender que se necesita un momento de presentación y otro de práctica, ya que la escritura y la conciencia fonológica se desarrollan a través de la repetición, y ahí es donde surge el desafío para hacerlo de manera divertida y lúdica.

Algunas ideas para desarrollar las habilidades base de la alfabetización temprana son:

- Presentar lo que se quiere aprender de manera oral y luego generar momentos de práctica.
- Buscar que los momentos de práctica sean divertidos, usando recursos en papel y recursos tecnológicos.
- Fomentar recorridos literarios aún antes de que aprendan a leer a través de la lectura oral. Entre las actividades alfabetizadoras más importantes están la lectura compartida y contextualizada de cuentos e historias.
- Trabajar la comprensión, la asociación, y la comparación entre textos.
- Planificar instancias intencionadas de lectura compartida, con énfasis en el vocabulario.
- Lectura en voz alta compartida, con énfasis en las características del texto impreso.
- Poner a disposición diferentes tipos de textos e implementar bibliotecas de aula o espacios de lectura individual.
- Colocar en el aula diferentes tipos de recursos letrados como: carteles, informaciones, anuncios, abecedarios de pared e individuales, tarjetas de nombres, memorice de letras, tableros (de asistencia, del tiempo, de la organizaciónn del día), entre otros.
- Realizar juegos lingüísticos de manera grupal como adivinanzas, rimas, trabalenguas, entre otros
-  Jugar a escribir con un propósito y destinatario.
- Contemplar instancias como cantar, conversar durante la colación, contar chistes, comentar una noticia, reconocer sonidos del ambiente, etc.
- Enseñanza breve y explícita de los nombres, los sonidos (inicial, final, sílabas,...)  y las formas de las letras (conocimiento del alfabeto)
- Crear juegos con los sonidos de las palabras. La educadora presenta una palabra, apoyada preferentemente con una imagen conocida por los niños y las niñas, en un texto leído o una canción cantada en grupo.

Los procesos de alfabetización en la Educación  Parvularia  son efectivos cuando son sistemáticos y multidisciplinarios, y cuando se basan en tareas cotidianas observables.
Los niños y niñas vienen a la escuela con muchas experiencias y habilidades diferentes, en consecuencia, es probable que ningún método o enfoque de enseñanza sea el más efectivo para todos los niños/as de un mismo grupo. Más bien, la idea es desarrollar una variedad de estrategias de enseñanza que puedan abarcar la gran diversidad de niños/as en las aulas y escuelas.

Te invitamos a conocer nuestros cursos disponibles: Estrategias de Comprensión Oral, Estrategia de Conciencia Fonológica y Letras, Estrategia de Escritura Emergente, Estrategia de Vocabulario, que abordan contenidos curriculares y entregan estrategias para el desarrollo de habilidades del lenguaje verbal de niños y niñas de educación inicial. Además, contienen material imprimible, videos de aplicación y planificaciones descargables.